Tribunal Oral de Arica condenó a 5 años y un día de presidio efectivo a autores de tráfico de migrantes

El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Arica condenó este domingo 4 de julio a Marcos Ismael Lugo Roa y Pedro Manuel Macías López a 5 años y un día de presidio efectivo, en calidad de autores del delito consumado de tráfico agravado de migrantes. Ilícito perpetrado en octubre del año pasado, en la frontera con Perú.

En fallo unánime (causa rol 100-2021), el tribunal –integrado por los magistrados Sergio Álvarez Cáceres (presidente), Mauricio Petit Moreno (redactor) y Héctor Gutiérrez Massardo– aplicó, además, a Lugo Roa y Macías López las accesorias legales de inhabilitación absoluta perpetua para cargos y oficios públicos y derechos políticos y la inhabilitación absoluta para profesiones titulares mientras duren las condenas; más el pago de una multa a beneficio fiscal de 50 UTM y de las costas del juicio.

El tribunal dio por acreditado, más allá de toda duda razonable: “Que, en días previos al 12 de octubre de 2020, en la ciudad de Tacna, Perú, los acusados se concertaron con dos grupos que totalizaban 7 migrantes de nacionalidad venezolana no residentes en Chile y víctimas del presente ilícito; el primer grupo estaba conformado por el adulto de iniciales J.H.G.F. y la menor de edad de 15 años de iniciales E.F.U.G.; y el segundo grupo por los adultos de iniciales J.E.G.T; L.J.F.A.; Y.D.C.M.M. y los menores de edad I.J.G.T. de 15 años y E.V.G.F. de 2 años. Víctimas adultas acordaron vía telefónica con un sujeto apodado ‘MANUEL’, que posteriormente resultó identificado como el acusado Pedro Manuel Macías López, y se concertaron con la intención de que éste facilitara el ingreso ilegal a nuestro país. Para estos efectos, el acusado Macías López les envió un plano de la zona del control fronterizo de Chacalluta y Santa Rosa, donde aparecía la ruta que debían seguir, y las instrucciones para evadir los controles fronterizos, como también el momento y lugar en el cual debían dirigirse a la carretera.

Asimismo, acordaron el precio a pagar por el ingreso, que correspondió a US$300 por la totalidad del grupo. Fue así como dejaron coordinada la hora en que debían partir y el momento y lugar en que los esperarían en la carretera. Acordado lo anterior, el día 12 de Octubre de 2020 el grupo de migrantes ingresó en forma ilegal por el hito N°9, sector de la línea férrea, por un paso no habilitado cercano al control de Chacalluta, trasladándose hacia el lugar previamente acordado con los acusados, hacia la carretera, donde los esperaban los acusados Marcos Ismael Lugo Roa y Pedro Manuel Mcías López en un vehículo jeep marca Mistral, al cual subieron las víctimas, facilitando los acusados el acceso ilegal de las víctimas a nuestro país; momento en el que fueron detenidos por personal de la PDI”.

Una vez que el fallo quede ejecutoriado, el tribunal dispuso que se proceda a la toma de muestras biológicas de los sentenciados para determinar sus respectivas huellas genéticas e inclusión en el registro nacional de ADN de condenados.