Panadería Solidaria de la Junta de Vecinos Campo Verde seguirá horneando por otro año gracias al FFOIP

Con una receta especial para adultos mayores, y una producción por sobre los 500 panes semanales, la Panadería Solidaria de la junta vecinal Nº66 Campo Verde se ha vuelto indispensable para la comunidad más afectada por la pandemia.

Lo que hace más de un año inició con una pequeña producción en la casa de un vecino, hoy gracias al Fondo de Fortalecimiento para las Organizaciones de Interés Público (FFOIP) del Ministerio Secretaría General de Gobierno, cuenta con un espacio exclusivo en la sede, donde se produce pan de lunes a viernes, en las mañanas y tardes, potenciando la ayuda social y unión entre vecinos.

En 2020, a poco tiempo de haber iniciado la pandemia en Chile, la señora Irma Aguirre, presidenta de la junta vecinal Campo Verde se vio en la necesidad de ayudar a sus vecinos, en su gran mayoría adultos mayores de escasos recursos que por temor al virus no salían de sus casas y familias que habían perdidos sus fuentes laborales. Es así como junto a la directiva, improvisadamente montaron una panadería solidaria, proyecto que a los pocos meses se materializó con la adjudicación del primer FFOIP 2020, con el cual compraron un horno, mezcladora e implementos necesarios para iniciar este sueño. Ya había pasado un año y la pandemia seguía, por lo que una vez más la directiva golpeó las puertas del Ministerio obteniendo su segundo FFOIP 2021, con el cual dieron continuidad al proyecto, adquiriendo materia prima e insumos que estiman cubrirán la producción completa de un año.

“Nosotros veíamos los problemas, las necesidades de las familias que estaban cesantes, los adultos mayores que estaban solos, que no tenían redes de apoyo, y no podíamos estar tranquilos, teníamos que ayudar”, comentó la señora Irma, quien en una primera instancia horneaba pan sólo los sábados. “Ahora con el apoyo del fondo estamos totalmente equipados, preparamos pan toda la semana, somos 15 panaderas y lo que es importante, ayudamos a más vecinos. Ellos están muy agradecidos, saben que el pan no les va a faltar” añadió.

Si en algo coinciden todos los que retiran las hallullas amasadas por la señora Gilda, Nora, Blanca y las otras 12 vecinas, es en el cariño que se siente en la masa. Testigo de aquello fue el Seremi de Gobierno, Víctor Hugo Sepúlveda, quien asistió a jornadas de producción y pudo ver el gran recibimiento que tienen. “Tal como ha expresado nuestro Presidente Sebastián Piñera, es fundamental apoyar a todos los chilenos y chilenas que se han visto afectados por la pandemia. Desde el Gobierno lo estamos haciendo con una robusta Red de Protección Social, y como Ministerio es un honor para nosotros apoyar por segunda vez este tipo de iniciativas que entregan herramientas útiles y perdurables en el tiempo para que sean un apoyo a la comunidad. Primero lograron equipar la panadería para que pudiera funcionar, y ahora también gracias al FFOIP, adquirieron más materiales para que puedan continuar horneando por otro año”, destacó el vocero de gobierno de la región.

A la fecha, son más de 20 las familias y adultos mayores que cuentan con el apoyo de la junta de vecinos, la cual próximamente hará un llamado para que otros vecinos que lo necesiten se sumen a esta gran iniciativa social.