Mujeres del valle de Lluta constituyen agrupación social y cultural para impulsar proyecto agrícola

En una reciente ceremonia 16 mujeres constituyeron formalmente la “Agrupación de Mujeres Rurales de Lluta, Social y Cultural Las Gaviotas”, en el marco de la implementación del programa “Mujeres Rurales” que lleva adelante Prodemu junto con Indap, y que les permitirá acceder a mayor apoyo económico y asesorías con el fin de desarrollar idea de negocio.

El programa “Mujeres Rurales” busca apoyar a las mujeres campesinas y pequeñas productoras agrícolas de familias rurales, estableciendo como finalidad contribuir al incremento de sus ingresos mediante la consolidación de iniciativas económico-productivas asociadas al mundo rural.

Gracias al financiamiento que otorga el programa, las mujeres de la Agrupación Las Gaviotas se encuentran implementando un invernadero con equipamiento necesario para cultivar lechugas hidropónicas y producir forraje verde hidropónico, el cual utilizarán como suplemento en la alimentación de animales. En ese sentido, el grupo de mujeres participa constantemente de capacitaciones brindadas por una ingeniera agrónoma para adquirir conocimientos en el rubro.

“Quisimos probar con el cultivo hidropónico porque entre diciembre y marzo no hay forraje para los animales. La siembra de granos y cereales se detiene por la escasez de agua, mientras que el forraje en 15 días está listo.

Entonces cada dos semanas podemos generar alimento fresco y nutritivo para los animales del valle. Creemos que acá puede nacer un negocio importante si seguimos aprendiendo sobre cómo mejorar la producción”, señaló la presidenta de la Agrupación Las Gaviotas, Carmen Alarcón.

La presidenta agregó: “La producción de forraje maximiza los espacios y recursos. Podemos tener alimento de forma permanente y evitar que nuestros animales tengan enfermedades, sumado a que hay una baja incidencia de plagas.

Esta iniciativa representa una buena oportunidad para nuestras mujeres del valle de Lluta, quienes se esfuerzan diariamente por sus familias. Esto nos permitirá difundir nuestra cultura, exponer lo que representa el valle para nosotras y demostrar que es posible progresar mediante la actividad agrícola”.

La directora regional de Prodemu, Alicia Quispe, indicó que es importante que “las mujeres se organicen y trabajen colaborativamente, que puedan salir adelante desde la agricultura. Nuestra tarea es ayudar a empoderarlas, formar mujeres líderes, que conozcan sus derechos y que conozcan que puedan realizar labores productivas que contribuyan a su independencia económica”.

La autoridad regional valoró el esfuerzo de las mujeres y ahondó en los beneficios del programa: “Este es un trabajo a largo plazo que se desarrolla durante tres años, tiempo en el cual cada grupo de mujeres campesinas agrupadas en una comunidad de aprendizaje llevará adelante una unidad de negocio con el acompañamiento permanente de profesionales a cargo de un proceso integral de formación en los ámbitos de gestión técnico-productiva, desarrollo organizacional, ciudadanía y empoderamiento”, concluyó.