Internos de Acha se capacitaron en oficios fortaleciendo su reinserción social

gendarmeria_capacitacion_oficiosUn paso importante dieron con el fin de cambiar el rumbo de sus vidas, 46 internos del Complejo Penitenciario de Arica, quienes se capacitaron en un oficio a través de una alianza estratégica entre Gendarmería y el Servicio Nacional de Capacitación y Empleo, Sence.

Instalación de pisos flotantes y cerámicas, diseño de prendas de vestir, pastelería y construcción de muebles de madera, son los oficios de las capacitaciones y que fueron certificados los internos, que les permitirán trabajar en el interior del Complejo Penitenciario y al salir de éste, según sus condiciones personales y la capacitación realizada.

El jefe del Complejo Penitenciario de Arica, teniente coronel Alex Miranda Torres manifestó que “siempre es importante que las personas que se encuentran privadas de libertad, aprovechen las oportunidades de capacitaciones en diferentes rubros, que entregan distintas instituciones, de manera que una vez, que se encuentren en el medio libre, los conocimientos y lo aprendido, puedan ser herramientas para acceder al mundo laboral y con ello, potenciar su proceso de reinserción social”.

La directora regional de Sence, Evelyn Müller, enfatizó que “como Gobierno tenemos la misión de otorgar oportunidades de desarrollo para todas las personas, independientes del lugar en el que se encuentren y es más satisfactorio aún porque ellos lo aprovecharon al máximo”.

A la actividad asistieron el seremi del Trabajo y Previsión Social, José Zuñiga, el Director Regional de Gendarmería de Chile, coronel Sergio Castillo Caro, la directora regional del Sence, Evelyn Müller, la directora del Liceo Técnico Profesional de Adultos Pukara, Emilia Valenzuela junto a profesores de dicho establecimiento educativo.

Asimismo, estuvieron presentes los internos certificados junto a sus familiares.

Las capacitaciones tuvieron una inversión cercana a los 28 millones de pesos y se desarrollaron a través del programa Becas Laborales del Sence, el cual durante el 2014 permitió que un total de 448 personas de distintos sectores de la región, adquirieron las competencias para desempeñarse en un oficio, para lo cual se invirtieron más de 335 millones de pesos.