EL DUENDE NEGRO: Algo no goza de buena salud en medicina

Recién saliendo de este fin de semana largo y se nos termina el mes y la mitad del año y todos guardaditos en sus covachas, esperando que pase este virus maligno que amenaza llevarnos al más allá.

Un rápido saludo a las elfinas, haditas, nereidas, brujitas y arpías y por supuesto a mis viejos brujos, tuetués, elfos, trolls y gentiles, que están tranquilitos y con ganas de tener un aquelarre de esos…pero ya llegará el momento, mientras tanto mi querido Vanderweg, y su colonia familiar están cuidando las Cuevas de Anzota junto a nuestro elfo Ayú…

Bueno…me contaba el más cahuinero de los murciélagos de la comarca, que se dio unas vueltas por aquí y por allá y luego de releer una ruma de documentos, abrir pendrive y correos, se adelantará con un trabajo profundo que están realizando los ágiles de AricaMia, pero que va más adelante…no se pongan nerviosos que ya se publicará.

Me contaba mi murciélago mensajero, que esto de la escuela de Medicina de 18 de septiembre 2222, aunque la entrada es por atrás, por Luis Valente, hay algunas cosas no muy claras, como por ejemplo cuando empezaron con la carrera, había un convenio con la “USACH”, donde algunos galenos locales irían a perfeccionarse con el compromiso de volver a entregar sus enseñanzas a los estudiantes…este médico que tiene un apellido de “civil” del zorro, o si lo prefieren, el mismo apellido del alcalde de Conchalí…si, el mismo que cantaba “Chica Rica”, lo mandaron a perfeccionarse, pero el muy pillín no firmó ningún documento y no quiso asumir los siete años que tenía que estar como docente y menos pagar la indemnización que para estos casos corre.

Con la mala experiencia de este pillín, enviaron a dos más, pero por esas cosas que pasan, la USACH no los recibió y postularon por su cuenta a Valdivia y quedaron allá, pero ya con todas las de la ley, es decir con compromisos, garantías, etc..

En el intertanto, apareció la Finis Terrae y para allá empezarían a ir los becados locales. Partió uno, pero ocurrió algo lamentable que no voy a mencionar y el médico debió devolverse, aunque él, no tiene nada que ver, pero hay situaciones que se tornan a veces insoportables y se devolvió.

Otro que partió, pero exigió irse a la Finis Terrae no quiso hacer la jornada completa, solo media jornada…y con el billetín completo, más las asignaciones pertinentes y díganle algo.

Quieren más…ya, la última…uno de los galenos a cargo, contrataba médicos especialistas para determinadas materias…por lo tanto, él, que estaba contratado por 44 horas, cuando las clases las hacía el especialista, él se iba a su oficina y le pagaban igual el billetín completo aunque la clase la daba otro…y me voy tambiénj, antes que me pille el toque y mi jefe se enoje porque estamos dando a conocer parte de un reportaje que está preparando. Nos volvemos a encontrar el próximo martes, siempre aquí en AricaMia…chau…clarke…clarke.

EL DUENDE NEGRO
Email: elduendenegro@aricamia.cl
Tuiter: @Duendenegro47