CORES recabaron información en la DIBAM para dotar a la región de la mejor biblioteca del norte

cores_dibamComo de “indudable provecho para la región, y en especial para la futura Biblioteca Regional que esperamos informar al pleno y a la comunidad lo que ha sido esta verdadera pasantía tecnológica”, calificó el presidente del Consejo Regional (CORE), Claudio Acuña, el ciclo de reuniones que sostuvo en Santiago, junto a una delegación del CORE, con personeros de la Dirección de Bibliotecas Archivos y Museos (DIBAM), encabezados por su director (S) , Pedro Pablo Zegers.

Zegers, entregó antecedentes a la comitiva, conformada además por Marcelo Zara, Gary Tapia, Mauricio Paredes, David Zapata y Rodrigo Díaz, de la forma de operar del sistema a nivel nacional, los requerimientos, y muy especialmente cuando de edificios patrimoniales se trata, ya que la futura Biblioteca Regional quedará emplazada en el edificio de la Administración del Ferrocarril Arica La Paz.
“Y coincido con ellos en que este tipo de recintos, por su valor, y por todo lo que representan para las regiones, deben tener su pertinencia, su sello regional”, resaltó Zegers.

En tanto, Acuña agregó que “hemos recabado los antecedentes al respecto, como también conocimos de qué manera se está trabajando en las que ya funcionan en el resto del país, y principalmente en edificios patrimoniales como Antofagasta y Valparaíso, y Arica en este sentido no puede ser la excepción, ya que queremos que sea la mejor del norte”.

“Ha sido de provecho, en términos de conocer los requerimientos para la implementación de estas, y su funcionamiento, en especial en materia de personal y su mantenimiento”, agregó Zara.

“Considero una gran jornada, debido a que conocimos en terreno acerca de los múltiples requerimientos adicionales contemplados para un centro de esta envergadura”, resaltó Tapia.

“Quedamos con una acabada visión en torno a materias, y todo lo que se puede generar en una biblioteca interactiva, en que consideraremos la opinión ciudadana”, expresó Paredes.

“Es increíble la forma en que estas deben operarse, partiendo de lo básico como es la infraestructura, los niveles y materias, el tipo de documentación, la bibliografía, y el entorno que hace de estas muy atractivas”, destacó Díaz.

“Quedo con el convencimiento de que podemos darle un sello ariqueño y parinacotense , partiendo de la base en el rescate del aquel pequeño museo del ferrocarril, que se construyó y que fue el deleite de nuestros abuelos, padres e hijos”, concluyó Zapata.

Hubo consenso entre los integrantes de la delegación del CORE, en términos de darle un sello de identidad con la región a la futura biblioteca regional, y que quedó plasmado al conocer la Biblioteca de Santiago, la que rompe los esquemas tradicionales, en que primaba sólo el silencio de la lectura, sino que además convive con juegos, talleres, teatro y música.